El menor número de hembras pone límite al crecimiento de la faena argentina

//El menor número de hembras pone límite al crecimiento de la faena argentina

El menor número de hembras pone límite al crecimiento de la faena argentina

2020-04-06T09:09:37-03:006 de abril, 2020|0 comentarios

Marzo fue el tercer mes consecutivo con menor faena interanual de hembras, lo que ha mitigado el aumento del total, dado el mayor número de machos que se han destinado a las plantas.

En el tercer mes del año, se faenaron 1,1 millones de cabezas, 7% más que en febrero y 6% más que hace un año.

Si se ajusta por día hábil, la comparación con febrero baja a +1%. En ambos marzos, el número de días hábiles fue igual.

La participación de hembras fue de 46,2%, casi un punto menos que en febrero y tres puntos menos que en marzo de 2019.

Si bien en marzo levantó un poco la faena de ambos sexos, se puede afirmar que continúa la tendencia invertida en ambas categorías.

Mientras los machos, que venían marcando disminuciones interanuales hasta julio de 2019, han venido mostrando aumentos graduales desde agosto.

En sentido contrario, las hembras, que observaron aumentos interanuales persistentes entre 2017 y 2019, desde octubre último -siguiendo la tendencia de tres meses móviles- vienen mostrando tasas de crecimiento menores en cada oportunidad, hasta que el mes pasado tuvieron un número negativo (2%). Esto se da por primera vez desde fines de 2016.

La última vez en que la tendencia trimestral pasó de positiva a negativa, como ahora, fue en octubre de 2014, cinco años y medio atrás.

Esta diversidad en la oferta de machos y hembras ha hecho que la total venga creciendo, pero muy moderadamente. Desde julio de 2019, cuando la faena de 12 meses mostró igualdad con la de un año antes, ha venido aumentando, a razón de medio punto por mes, para llegar al +4% actual.

Participación de hembras

El 46,2% anotado en marzo es el nivel más bajo desde septiembre de 2018 (19 meses), con la excepción del 46% de octubre 2019.

El 46,6% del trimestre terminado ahora es el más bajo desde el finalizado en octubre de 2018, o un año y medio atrás, sin contar con los guarismos de octubre y noviembre últimos que tuvieron una décima menos.

Si tomamos el promedio de los últimos doce meses, de 48,1%, es el menor de los últimos nueve meses.

Se puede afirmar que hemos dejado atrás las participaciones superiores al 50%, anotadas entre abril y junio últimos, y que despertaron tantas advertencias acerca del ingreso en una fase de liquidación, que se demostró inexistente.

Conclusiones

Seguimos pensando que, de no mediar cambios imprevistos en la política hacia el sector, 2020 completará una faena un poco mayor que la del año pasado, sin que esto pueda ser asociado al cambio de fase del ciclo ganadero.

Simplemente se tratará de ajustes menores en las existencias, en un marco de muy alta inflación y distorsiones en las variables macroeconómicas.

Dejar un comentario