Suplementar 75 días a la vaca lactando rinde 40 kilos más al destete

/, Innovación/Suplementar 75 días a la vaca lactando rinde 40 kilos más al destete

Suplementar 75 días a la vaca lactando rinde 40 kilos más al destete

2021-11-25T09:15:23-03:0025 de noviembre, 2021|15 comentarios
Sebastián López Valiente.

Sebastián López Valiente.

El Ing. Agr. Sebastián López Valiente, junto a un equipo del INTA Cuenca del Salado y la Chacra Experimental Bellocq, Buenos Aires, trabaja en nutrición durante la gestación desde hace más de 8 años por su alto impacto en la eficiencia ganadera. Inicialmente estudiaron cómo afecta la restricción alimentaria de la hembra preñada en el crecimiento y desarrollo del ternero hasta la faena, y luego avanzaron con el efecto de la suplementación proteica en los primeros meses de lactancia. Hoy, Valor Carne presenta los resultados del primer ensayo de esta nueva línea de investigación que fueron divulgados durante el 44º Congreso Argentino de Producción Animal (AAPA).

“En la primera etapa pudimos concluir que la restricción proteica de la vaca durante el último tercio de la gestación afecta principalmente el número de fibras musculares, algo que no llega a compensarse con el crecimiento posterior y, finalmente, los animales rinden menos al gancho o tienen menor área de ojo de bife”, recordó López Valiente, advirtiendo que esto perjudica directamente el bolsillo del productor y limita los mercados de la industria.

¿Por qué estudiamos esta restricción nutricional? “En la Cuenca del Salado los productores mantienen altas cargas durante años y eso afecta directamente el estado corporal de los animales”, respondió, detallando que, aún así, muchos logran buenos porcentajes de preñez dependiendo de las condiciones climáticas. “Entonces, queríamos ver si un ternero hijo de una vaca restringida es igual al de una vaca bien nutrida. Ahí, comprobamos los impactos negativos en la progenie, que mayormente no son gratis”, subrayó.

El equipo de programación fetal. Sebastián López Valiente, junto a Sebastián Maresca y Alejandro Rodríguez.

El equipo de programación fetal. López Valiente (centro), junto a Sebastián Maresca y Alejandro Rodríguez.

Otra conclusión es que algunas secuelas de la restricción nutricional continúan durante los primeros meses de vida del ternero. “Las fibras musculares, de las que hablábamos, se ven afectadas directamente durante la gestación, mientras el potencial de deposición de grasa intramuscular se comienza a definir en el último tercio de esa etapa y se termina de establecer en los primeros meses de lactancia”, explicó. Por eso, los investigadores se dedicaron a estudiar cómo podían modificar esa deposición de grasa, que valoriza la res, a través de marmoreo, programando la nutrición de la madre.

En tal sentido, en la Cuenca del Salado la época de partos coincide con el invierno cuando hay baja calidad y disponibilidad de forraje, por lo que las vacas se someten a pobres niveles nutricionales durante el inicio del amamantamiento. “Nuestra hipótesis era que una suplementación proteica durante el posparto temprano, podría generar una mayor producción de leche y, con ello, un mejor crecimiento de los terneros”, planteó.

El ensayo

Se utilizaron 28 vacas Angus preñadas y el tratamiento comenzó a los 15 días del parto y finalizó el día 90. El grupo control recibió rollos de moha y el suplementado ese mismo alimento con un concentrado proteico (NUTRALMIX: 30% de proteína bruta y 2,8 de energía metabolizable), mezclado en el comedero y ofrecido a voluntad con limitador de consumo.  “Medíamos la producción de leche y pesábamos los terneros cuando hacíamos los ordeñes”, contó López Valiente, indicando que después del tratamiento los dos grupos fueron a un mismo potrero con pasturas perennes hasta el destete.

Las vacas que recibieron la nutrición mejorada produjeron más leche durante los 75 días de tratamiento. “Lo que nos llamó la atención es que una vez finalizada la suplementación, las que producían más continuaron haciéndolo hasta el destete”, aseveró.

En concreto, esa mejor nutrición temprana llevó a que las glándulas mamarias siguieran produciendo más leche a lo largo de la lactancia. “Esto trajo aparejado que, cuando terminó la suplementación, el ternero ya pesaba 20 kg más que el control y esa ventaja superó los 40 kg al destete, más precisamente hubo 42 kg de diferencia”, apuntó.  Y señaló: “además, registramos que las vacas ciclaban un 20% más a los 45 días de paridas o sea que podían lograr una concepción adelantada”.

Anticipo 2022

Luego de terminado este ensayo, los investigadores recriaron el ternero que ahora está en etapa de terminación a corral. “Esta nueva investigación no está en el trabajo que publicamos en AAPA, nos gustaría poder difundirla en el congreso del año que viene, ya que estimamos que en enero esos animales irán a faena”, adelantó.

El proyecto es analizar el rendimiento de la res y distintos atributos de calidad de carne como terneza, deposición de grasa y área de ojo de bife. La idea es ver si esos 75 días de suplementación proteica de la madre lactante, que se hacen en un momento crucial del desarrollo de la progenie, impactan también en el novillo terminado. “Estamos pesando mes a mes y lo que surge hasta ahora es que siguen con 40 kg de diferencia, es decir que los hijos de vacas que recibieron la nutrición mejorada continúan siendo más pesados después de casi un año de vida”, reveló.

Para finalizar, López Valiente destacó que esta suplementación corta es una práctica interesante y biológicamente eficiente. “Si los productores pudieran invertir algo más en el vientre, tienen la alternativa de adoptarla porque hay investigaciones que avalan su excelente respuesta”, concluyó.

Por Ing. Agr. Liliana Rosenstein, Editora de Valor Carne

Print Friendly, PDF & Email

15 Comentarios

  1. Martin GF noviembre 25, 2021 at 11:33 am - Responder

    Buenos dias, muy interesante el artículo. Pregunta: cuantos kg de supl proteico consumieron durante esos 90 dias, y que costo estimado tendría hoy.
    Muchas gracias

    • Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 7:17 pm - Responder

      El consumo del concentrado con limitador es del 0.7% del peso vivo. Esto lo evaluamos también en recrias y nunca supera al 0,8% del PV.

  2. Claudio Remo Ghiglione noviembre 25, 2021 at 11:50 am - Responder

    Buenos días, muy buen artículo, coincido con Martín sería bueno calcular la relación costo/beneficio, con datos de cantidad y precio del suplemento. Gracias

    • Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 7:20 pm - Responder

      La relación costo beneficio varía mucho entre años según el precio del ternero. En el cálculo también hay que tener en cuenta el beneficio sobre la respuesta reproductiva en la vaca. En este caso tuvimos un 20% mas de vacas ciclando a los 45 días posparto.

  3. Julio Javier barbalarga noviembre 25, 2021 at 12:35 pm - Responder

    Parece lógico, hay que ver la disponibilidad de suplementos económicos en cada zona. La idea predominante pareciera ser de tratar siempre de balancear dietas. Cabe destacar que a la salida del invierno “dañamos” frecuentemente praderas tiernas de altísima digestibilidad. Además de los cuadros de hipocalcemia magnesemia embargamos el recurso incipiente y sería estrategico buscar mecanismos para bajar la tasa de pasaje ruminal lo que abriría la posibilidad de elaborar esa ración, por ejemplo. Sería interesante no olvidarse del Creep feeding, enérgicamente tiene que ser más eficiente porque apuntamos directo al objetivo TERNERO e indirectamente aliviamos las arcas maternas. Claro está que el ternero va comenzar a probar el alimento al mes de vida dependiendo de nuestra habilidad para exponerselo, etc

    • Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 7:23 pm - Responder

      Muy interesante comparar con creep feeding. En este caso también buscamos también mejorar la respuesta reproductiva en la vaca, lo cual no se logra con creep feeding.

  4. Alejandra noviembre 25, 2021 at 1:26 pm - Responder

    Buenos días, me pareció muy interesante el tema de la nutrición de la vaca postparto y me gustaría saber con qué carga de vacas/ ha trabajan y si los terneros han tenido algún problema de diarrea.

    • Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 7:26 pm - Responder

      En este ensayo no se modificó la carga porque ya es alta. Se mantiene en 1,1 ev por ha. Lo que buscamos fue mejorar la digestión de la fibra, mejorar los índices reproductivos y peso al destete.

  5. Ariel noviembre 25, 2021 at 6:53 pm - Responder

    Un informe sin costo/eficiencia/márgenes. No tiene sentido.

  6. Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 7:58 pm - Responder

    Los márgenes varían ampliamente según zona, año y relación insumo producto. Es relativamente simple calcularlos sabiendo que respuesta productiva se logra.

  7. Sebastian Maresca noviembre 25, 2021 at 8:02 pm - Responder

    Los márgenes varían ampliamente según zona, año y relación insumo producto. Es relativamente simple calcularlos sabiendo valor del ternero y costo de un concentrado proteico. Es clave conocer que respuesta productiva se logra para analizar los márgenes en cada situación. Es lo que buscamos con este tipo de ensayos.

  8. Gustavo Stantien noviembre 25, 2021 at 9:46 pm - Responder

    Considero

  9. Gustavo Stantien noviembre 25, 2021 at 9:52 pm - Responder

    Considero que es una investigación muy útil. Puede haber prácticas en el manejo de la vaca recién parida donde pasándola a un potrero re buena calidad forrajera y/o alguna suplementación haga una buena diferencia. Una vez más se reafirma que tener bien ordenada y parejas las pariciones permitirían una mayor eficiencia en el manejo de los recursos, y en lo sanitario. Ojalá continúe esta línea de investigación para que nos llegue a los productores. También sería interesante como afectan este tipo de prácticas para quienes hacemos reproductores y Ciclo Completo!

  10. Fernando Líbano noviembre 26, 2021 at 6:52 am - Responder

    Muy buen trabajo!! Felicitaciones.
    Será fundamental poder tener los resultados de la faena. Eran esperables los resultados en la lactancia respecto al mejor nivel nutricional ampliamente demostrado en vacas de Tambo, alargando la meseta de producción y un mejor nivel.
    También el uso de nodrizas utilizado antiguamente en Cabañas, está probado.
    Por lo que insisto será determinante el análisis de la Rea y calidad de los cortes.
    Felicitaciones de nuevo!!

  11. Felix Merlo noviembre 26, 2021 at 8:38 am - Responder

    Hola a todos, soy Felix Merlo, veterinario de Nutralmix.
    Debido a la inquietud que ha surgido en el foro por el costo/beneficio les dejo algunos comentarios.

    El costo actual del Concentrado proteico vitamínico mineral con limitador de consumo es de 31 $/kg, lo cual, asumiendo que una vaca pesa 450 kg, el costo de la suplementación por vaca durante los 75 días seria = 3,15 Kg de suplemento (0,7 % del peso vivo) X 75 días X 31 $/kg = 7324 $. Si los resultados arrojaron que hubo un diferencial de peso en los terneros de 42 kg y actualmente el precio ronda los 300 $/kg, el beneficio seria 12600 $ sin contemplar el plus en la parte reproductiva con mayor proporcion de vacas ciclicas a los 45 dias..
    Por otro lado, debido a la formulacion del concentrado, estamos realizando una fuerte suplementacion de calcio y magnesio que contribuiría a evitar cuadros de hipocalcemia/hipomagnesia, principal causa de muerte en vacas de cria en Argentina.

    El alimento en cuestion lo estamos utilizando tambien en recrias a corral en base a silajes, logrando resultados productivos y economicos muy favorables con bajo costo de estructura por tratarse de planteos en autocosumo.

Dejar un comentario